Potaje de trigo con habichuelas e hinojos

   
      Uno de los platos más contundentes y desconocidos de Andalucía es el "trigo" de Almería. Se trata de un puchero con legumbres y trigo que te quita el frío y te da la vida.

     Cada casa tiene su particular manera de prepararlo pero siempre habrá que poner especial cuidado con la limpieza que le demos a los granos de trigo según estén más o menos "sucios" de cascarilla. Esta operación se hace en la calle o en el patio, soplando los granos, que se levantan con las manos para aventar la cascarilla (típico ¿verdad?). Hoy en día podemos encontrar el trigo ya limpio y semicocido, en envases como los del arroz, pero a mí personalmente me gusta más el hecho como toda la vida.

     Anteriormente ya os presenté una receta de olla de trigo que elaboré en casa y, podríamos decir, es la que más se cocina por estas tierras. Hoy vamos a ver otra manera de preparar el potaje de trigo y que es la que nos presenta El Gran Libro de la Cocina Almeriense.


 Potajes: de verano, de vigilia y de trigo con habichuelas e hinojos
                                                                           FOTO: Juan José Pascual Lobo

 INGREDIENTES:
  • 150 grs. de judías secas
  • 200 grs. de trigo
  • 2 manojos de espinacas
  • 2 zanahorias
  • 1 nabo
  • 4 patatas
  • Sal
  • Agua
  • 100 grs. de habichuelas verdes
  • 1 manojillo de hinojos
  • 1 miga de pan mojada en vinagre
  • 4 dientes de ajo
  • 1 pimiento rojo seco
  • 20 grs. de almendras peladas
  • 100 grs. de tocino
  • 2 morcillas
  • Unas hebras de azafrán
 PREPARACIÓN:

     Lavamos y picamos las espinacas y el hinojo; las zanahorias y el nabo los pelamos y los cortamos en daditos. Las patatas las pelamos y las cortamos en dados más grandes. Las habichuelas verdes las limpiamos, les quitamos las hebras y las cortamos por la mitad. El trigo se remoja un poco, cambiándole varias veces el agua para quitarle las impurezas.

     En una olla con agua, ponemos a cocer las judías secas, el trigo, el tocino y el hinojo. A continuación, y por orden de dureza de las verduras, las vamos incorporando, es decir, habichuelas verdes, zanahorias, nabo, espinacas y, por último, las patatas.

     Mientras todo va cociendo, hacemos un majao que consiste en: almendras fritas, pimiento rojo seco también frito, unos ajos, sal, el azafrán y una miga de pan mojada en vinagre. Se lo incorporamos al potaje, a la vez que las patatas y las morcillas.

     Cuando todas estas verduras estén tiernas ya lo tenemos listo... ¡A comer!


15 COMENTARIOS :

▼▲ Mostrar / Ocultar comentarios

Publicar un comentario

Gracias por la atención prestada a esta página y por vuestros comentarios.

Lo más visitado